Realidades de palabra

Era como hablar con ella misma, idea de un nuevo yo en el que volver a creer, dibujando en lo etéreo una oportunidad de ser en otro ser.

Con la palabra escrita, en un espejo sin reflejo, configuraba un entorno propicio donde sus sueños e ilusiones pudieran resurgir.

Sus dedos conjugaban las letras al teclado, símbolos cargados de misterios, que su otro yo, desvelaría en el otro lado.

La correspondencia era mutua y fluida, en géneros de poesía y pasión. Una cita cada día, en paréntesis de rutinas y condición.

Estructuraron las redes de un nuevo lugar de dos. Unidad de silencios y pausas, entrecomillados, interrogaciones, de puntos y seguidos.

-Cuelga tú…-
-No, tú primero-
-A la de tres-
-…1…2…3…-
-…-
-¿Sigues ahí…?-
-Si, siempre estoy…-
-…-

Corría por las venas de su yo y su nuevo yo, la metáfora del amor, hecha de frases y renglones, de volúmenes hinchados de rubor.

Puentes descriptivos de un pasado, aceras narradas en fábulas. Juntos levantaron paredes, con puertas y ventanas.

Troquelados en alfabeto el tiempo y anhelo, esperaban acoger el momento de un encuentro con su gemelo.

Arriesgando en carne viva, su piel vendería al texto imaginado. Frente a otro ser esculpido con voces, y entrelineas modelado.

Resta convivir sin paréntesis, vivir tocando, oliendo, mirando sus miradas. Gritando sin exclamaciones y riendo a carcajadas.

Contrataron su unión, y era como hablar con ella misma, un yo en el que ahora creía, construida con la etérea palabra, realidad sería.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: